CBD vs THC: ¿Qué es mejor para los principiantes?

0
34
cbd vs thc

La droga más cultivada, traficada y consumida del mundo es el cannabis. En efecto, el cannabis tiene una amplia historia de uso humano. En las últimas dos décadas, su consumo se ha disparado y se espera que la industria supere los 70.000 millones de dólares en 2028. Esto se debe en gran medida a su legalización en varios países, así como a la gran cantidad de investigaciones en curso que han puesto de relieve sus beneficios médicos y beneficios para dormir, especialmente en lo que respecta al CBD. Como resultado, la planta se ha vuelto fácilmente disponible en las tiendas y en Internet en una variedad de formas. Los productos de CBD se encuentran en diferentes formas y tamaños y se pueden consumir de muchas maneras. Puedes encontrar bebidas de CBD, cigarrillos pre-enrollados e incluso comestibles en dispensarios y tiendas online. No hay duda de que el CBD está más disponible que nunca, pero antes de consumirlo, asegúrate de obtener toda la información que necesitas.

Hay algunas ideas erróneas de que el CBD y el THC son lo mismo, y en este artículo destacamos las diferencias entre ambos que todo principiante debería conocer.

¿Qué es el THC?

Conocido científicamente como tetrahidrocannabinol, el THC es el principal ingrediente psicoactivo del cannabis que produce el efecto de subidón que lo hizo tan popular entre los consumidores. El THC comparte similitudes con el CBD en su estructura química, y aunque se ha demostrado que tiene beneficios médicos, los efectos psicoactivos son muy diferentes. Aunque es legal en varios países y estados, la normativa exige que todos los productos de cáñamo tengan una prevalencia del 0,3% de THC o inferior.

¿Qué es el CBD?

El cannabidiol es el segundo ingrediente más activo de la planta de cannabis que se obtiene directamente del cáñamo. Es una sustancia natural que no es tan psicoactiva como el THC y, por lo tanto, no produce la misma sensación de subidón por la que es conocido el THC. El CBD se ha convertido rápidamente en el método preferido de consumo de cannabis, y con todos los avances de la industria, está ampliamente disponible en una variedad de productos que están convenientemente diseñados para facilitar su uso y discreción.

¿Cuáles son los beneficios del CBD y del THC?

Las continuas investigaciones sobre los beneficios del CBD han mostrado excelentes resultados en una amplia gama de afecciones médicas, y se considera una forma de tratamiento mucho más saludable para los enfermos de dolor crónico que antes dependían de los aditivos opioides para controlar el dolor. Debido a sus cualidades neuroprotectoras, Epidiolex, una solución oral que contiene CBD, ha sido aprobada para el tratamiento de la epilepsia. Se han realizado estudios sobre sus efectos en enfermedades como el Alzheimer, la inflamación, la depresión y la ansiedad, y la esclerosis múltiple, todos ellos con resultados positivos que afirman la capacidad del CBD para actuar sobre el sistema endocannabinoide. Su capacidad de relajación y mejora del estado de ánimo lo convierten en un excelente tratamiento para los trastornos mentales sin crear una sensación de euforia. El THC también ofrece beneficios médicos y ha demostrado resultados en la reducción de las náuseas, la estimulación del apetito y el tratamiento del dolor neuropático. Sin embargo, también se ha demostrado que el uso a largo plazo del THC puede provocar problemas de salud mental. A diferencia del CBD, el THC ha demostrado tener efectos sobre los niveles de dopamina, y sus métodos de consumo difieren. El THC se consume principalmente fumando, mientras que el CBD puede consumirse en forma de gominolas, caramelos, aceites y tinturas, por nombrar algunos. Y como el CBD es una sustancia legal, su dosis no está regulada.

¿Cómo se consume?

Hay que pensar mucho en el motivo y el método de consumo para conseguir un resultado positivo. Aunque el método más popular de consumo de THC es el de fumar, siendo la pipa de agua una de las favoritas desde hace años, hay muchas formas de consumir tanto el THC como el CBD. A continuación hemos destacado dos de las formas más populares, pero también hay dabs, one-hitters, y lociones y aceites para aliviar el dolor, todos ellos eficaces para tratar y manejar las condiciones médicas.

Vapes

Los vaporizadores se han vuelto extremadamente populares como método de consumo debido a su portabilidad y a la ventaja de tener menos humo. Vienen en una variedad de opciones, desde los portátiles hasta los de sobremesa, y se adaptan a todas las preferencias, desde la hierba seca hasta los vaporizadores de aceite. Hay que tener en cuenta varias pautas a la hora de utilizar este método, y es el preferido por aquellos que buscan vapear sobre la marcha o mientras se relajan en casa.

Comestibles

El cannabis consumido en comestibles puede tardar un poco en sentir sus efectos, pero ofrece un alivio más duradero debido a su lenta liberación. Estos comestibles están disponibles en forma de gomitas infusionadas, pasteles e incluso bebidas como el té, y son más populares entre aquellos que desean consumir con discreción.